Skip to main content

El Arteterapia es un tipo de terapia que usa el medio artístico como forma de comunicación.

La obra de arte es utilizada como una alternativa complementaria a la comunicación verbal, como vía de expresión y conocimiento que facilita la expresión de los pensamientos y sentimientos. 

¿Qué se debe tener en cuenta?

Dentro de esta forma de terapia hay dos aspectos fundamentales que se tienen en cuenta: La transferencia y la obra.

 

Transferencia

La transferencia, cómo el desplazamiento inconsciente de sentimientos y pensamientos. O cómo argumenta Betty Joseph, una cadena de reacciones resultantes de proyecciones e internalizaciones. Podríamos plantear que los materiales de arte pueden actuar como foco de transferencia, ya que da la oportunidad al cliente y el espacio apropiado “entorno de sujeción” para que traslade su experiencia subjetiva interna a el exterior. Éste trata a los materiales como les gustaría ser tratados y la imagen le puede servir como un objeto transicional. En este proceso interno se le permite al cliente mantener sensación de control tanto en el proceso terapéutico como en el contenido de la información sensible que desplaza/proyecta en la imagen. 

 

Obra

Las obras permiten al paciente conectar con sus imágenes internas siendo un vehículo/lenguaje de comunicación del inconsciente. Poder simbolizar y traer al consciente miedos y conflictos internos es fundamental para poder darles solución y resolverlos. 

 

Conclusiones

Resumiendo el proceso de creación y el producto resultado es una manera no invasiva ni traumática para que la persona en terapia traiga información sensible del inconsciente permitiendo integrar en el yo.